Empresarios y colectivos se muestran comprometidos con el cumplimiento de la Normativa

1.066
Buzo profesional provisto del equipo de suministro desde superficie. FOTO: CNS Internacional

Empresarios denuncian el incumplimiento de la Normativa

Desde la entrada en vigor de la Modificación del II Convenio Colectivo de Buceo Profesional y Medios Hiperbáricos y las Normas de Seguridad para las Actividades Subacuáticas, son muchas las voces dentro del sector que claman por el cumplimiento de la normativa. En muchos de los casos que llegan hasta la Redacción de SubaQuatica Magazine, se trata de empresas que no cumplen con las Normas de Seguridad, pero también de freelances que ni siquiera cumplen con la normativa aprobada por el Ministerio de Fomento en 1997 y que éste mismo cataloga de “desgastada” en el nuevo proyecto de Real Decreto.

Algunos empresarios afectados por la situación de competencia desleal, el intrusismo profesional y otros casos en los que se incumple con la legislación, han querido hacer pública su situación a través de nuestra revista. Las compañías de buceo profesional señalan a las administraciones públicas como responsables para el cumplimiento de la normativa vigente. Desde la Asociación Nacional de Empresas de Buceo Profesional (ANEBP), el gerente Miguel Ángel Somma afirma que “sin el esfuerzo y el compromiso de las instituciones públicas es imposible que podamos resolver los problemas que azotan la sostenibilidad de nuestras empresas”.

Reportaje publicado en la revista de Junio/Julio

Suscríbete Ahora a Nuestra Revista a Papel

 

“Son numerosos los casos de empresas asociadas a ANEBP que nos transmiten las continuas infracciones que se comenten, en muchos casos a pocos metros de sedes de organismos responsables de velar por el buen funcionamiento del sector. No hay que olvidar que la normativa incluida en el convenio pretende extremar las condiciones de seguridad, para proteger la vida y la salud de los trabajadores de nuestro gremio, no solo la rentabilidad de las empresas. Además, el Convenio Colectivo es un documento de obligado cumplimiento para todas las empresas a nivel nacional, sin excepción”, argumenta el gerente de ANEBP.

 

En Galicia “Se incumple la Normativa a Diario”

Rodrigo Aneiros Morado es buzo profesional desde hace 40 años y gerente de la empresa Subacuáticas del Norte en Galicia, donde afirma que es “un hábito y una costumbre no cumplir la normativa de buceo profesional”. Desde el año 1997 en que quedó aprobada la Orden Ministerial que regula las prácticas en el sector, “la gran mayoría de las empresas incumplen a diario cualquiera de los documentos que regulan nuestra actividad, tanto la orden del 97 como el convenio colectivo que recientemente ha entrado en vigor”, sostiene.

Rodrigo Aneiros, gerente de Subacuáticas del Norte (Galicia)

“Las infracciones más notables se cometen por ejemplo con el número de buzos en el equipo. A pesar de que la obligación es llevar 5 buzos por una cuestión de seguridad, las empresas llevan uno, dos o tres, es decir los que creen que necesitan para realizar la operación y tener en cuenta los riesgos para el buzo. Les importa poco lo que diga la normativa”, argumenta Aneiros. “Pero lo más grave de esto desde mi punto de vista, es que estas ilegalidades aquí en Galicia las están cometiendo empresas que trabajan para los organismos públicos y que pienso que de alguna manera están protegidas por quienes deberían velar por el buen funcionamiento del sector. A veces da la impresión que se comportan como mafias que mueven el trabajo, ya que las operaciones siempre van a manos de las mismas empresas y grandes constructoras. ¿Sobornos?, estamos ya tan acostumbrados en este país a escuchar en los medios de comunicación hablar de sobres a políticos, que pienso que estas prácticas también se vienen dando en obras de nuestro sector”.

“En Galicia existe mucho amiguismo en las adjudicaciones de las obras”. Rodrigo Aneiros, empresario gallego

“En mi caso, tengo una carga de horas de agua y una gran experiencia en multitud de trabajos subacuáticos y estoy catalogado como un buen profesional en nuestro mercado. Monté mi empresa hace 19 años con mis ahorros porque amo mi profesión y estoy comprometido con el cumplimiento de las Normas de Seguridad. Yo sé lo que es estar debajo del agua y valoro el trabajo de los chavales que bajan cada día a ganarse la vida y buscarse el pan, por eso no juego con sus vidas y puedo decir que nunca he tenido en mi empresa un accidente. Aun así llevo años viendo cómo me pasan por delante nuevas empresas de personas ajenas al sector o nuevos buzos que acaban de ser titulados, que terminan siendo adjudicatarias de numerosas obras entre otras cosas por el amiguismo notable que existe en Galicia. Muchas de ellas no cumplen con la normativa”, apuntilla el gerente de Subacuáticas del Norte.

Por otro lado, Rodrigo Aneiros, resalta que la competencia desleal llega de manos de “empresas que trabajan para la Administración y han visto un suculento pastel contratando a buzos en sus plantillas para realizar obras subacuáticas con bastante presupuesto, pero que ni les corresponde ni tienen conocimientos técnicos y aún menos en cuestiones de seguridad para realizarlos”. Es un claro ejemplo de “competencia desleal que cometen empresas muy bien relacionadas, como pueden ser en Ferrol, Amarradores del Puerto y Ría de Ferrol o Maritime Global Services. Ambas trabajan en muchas ocasiones sin el número obligatorio de buzos en el equipo o veces con uno solo superan en mucho el tiempo máximo de inmersión y me consta que han trabajado a veces con gente al timón sin título de patrón.

Grandes Empresas y las Administraciones Alimentan esta situación

La nueva normativa ha puesto en guardia a las empresas de buceo profesional que han venido luchando desde atrás por el cumplimiento de la legalidad. “La Normativa ahora es mucho más exigente ya que es obligatorio disponer de un equipo con 5 buzos y usar rigurosamente equipamiento mucho más sofísticado, lo que exige en muchos casos invertir en ellos. Esta situación está generando mucha presión, ya que ahora es mucho más complicada la supervivencia de las empresas por la gran diferencia entre las que cumplimos y las que trabajan ilegalmente con equipos rudimentarios, con poco personal y sin ningún tipo de seguridad”, asegura Sara Fuxa Valls, directora comercial de Naviera Daedalus.

“Es imposible ser competitivos mientras que haya empresas con malas practicas”. Sara Fuxa, directora comercial de Naviera Daedalus

Sara Fuxa, directora comercial de Naviera Daedalus (Mallorca)

“No es posible ser competitivos mientras que haya empresas ilegales que tiren los precios deslealmente, a sabiendas de que incumplen muchas normas de seguridad básicas y otros requisitos legales para realizar una operación de buceo”, explica.

“Irremediablemente nos vemos obligados a exigir, ahora de verdad, que tanto el GEAS como Marina Mercante actúen conjuntamente ante tanta ilegalidad en nuestra actividad. Durante años las sanciones impuestas por el GEAS han quedado archivadas en Capitanía y en la Consejería de Pesca, situación que ha ido frustrando la labor de este grupo, quienes conocían que las denuncias no seguían su curso legal y tenían que aceptar que las empresas denunciadas siguieran trabajando en las mismas condiciones de precariedad e inseguridad laboral. Necesitamos que se haga cumplir tanto el Convenio como la orden del 97, vigilando y sancionando a quienes tan alegremente y por costumbre, son contratados por la Administración y algunas de las grandes constructoras españolas, que sin necesidad y aunque exigiendo en sus pliegos que se cumpla la ley, contratan a la empresa más económica, siendo en los últimos años empresas ilegales”, asevera Fuxa Valls.

Debemos unirnos todos para conseguir regularizar la situación y conseguir unas condiciones dignas para una profesión tan sacrificada”.

Conoce las opiniones al respecto de los colectivos. AQUÍ

 

Podría interesarte

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.