Un caso de incumplimiento de la Normativa de Buceo Profesional en Galicia provoca reacciones en los colectivos

1.261
Un buzo en autónomo y equipo deportivo antes de ejecutar un trabajo de buceo profesional.

Incumple las Normas de Buceo Profesional en Galicia

La lucha del sector por el cumplimiento de la normativa de buceo se mantiene latente por parte de los empresarios, sindicatos y otros colectivos preocupados por el futuro del sector. El martes día 2 de octubre llegaron a la Redacción de SubaQuatica Magazine (SQM) imágenes de infracciones cometidas por empresas de buceo que incumplen la normativa, que han provocado reacciones en el seno del gremio por las consecuencias de las malas prácticas.

 

Normativa de Buceo Profesional Vigente

Hay que recordar que en España existe desde 1997 una Orden Ministerial (OM) para la regulación del buceo profesional que definen las normas de seguridad para actividades subacuáticas. Además, desde noviembre de 2017 está vigente la modificación del II Convenio Colectivo de Buceo Profesional y Medios Hiperbáricos, con el anexo de las Normas de Seguridad de Actividades Subacuáticas que extreman las condiciones de seguridad de los buzos. Es importante saber que el Convenio Colectivo prevalece jerárquicamente sobre la OM.

A falta de la aprobación del proyecto de Real Decreto que determina las condiciones de seguridad para las actividades de buceo en aguas marítimas españolas, estos documentos son los documentos de obligatorio cumplimiento para todos los buzos profesionales en España (con excepción de los acuícolas y buzos científicos en el II Convenio Colectivo).

Además, hay que tener en cuenta que en 1995 se aprueba la Ley de Prevención de Riesgo Laborales (LPRL), la cual hay que tener muy en cuenta ya que posee una categoría mayor que los otros 2 documentos mencionados anteriormente.

 

 

Caso de incumplimiento de la normativa en Portonovo

Miguel Ángel Soma Sain, gerente de la Asociación Nacional de Empresas de Buceo Profesional (ANEBP)

Durante la jornada del martes se produjo en Portonovo (Galicia) una operación de buceo profesional, que a la vista de las imágenes facilitadas a SQM cometen diferentes infracciones. En las imágenes se intuye que el buceador está llevando a cabo la limpieza de las palas de una embarcación de pesca, que aparentemente puede tener enredado cabos o retales del arte de pesca en las hélices. Estas imágenes y vídeos han sido facilitadas por los colectivos que velan por el cumplimiento de la normativa, sindicatos y grupos empresariales.

Para el gerente de la Asociación Nacional de Empresas de Buceo (ANEBP), Miguel Ángel Somma, “es un verdadero despropósito que aún se den estas prácticas en el territorio nacional. El buzo va solo, no tiene acompañante bajo el agua. No tiene a una persona de apoyo, solo parece que hay una señora con él que no tiene ni ropa de seguridad, ningún tipo de EPI (equipo de protección individual). No tiene ningún apoyo en superficie en caso de accidente y usa equipo deportivo. El autónomo está prohibido para este tipo de actuaciones, pero además ni siquiera cumple con la OM de 1997 ni con la LPRL de 1995. Se sumerge con una pequeña botella y sin el equipo obligatorio. En definitiva infringe cualquier normativa aplicable a la actividad y supone un claro ejemplo de competencia desleal para las empresas del sector que cumplen con la norma vigente”.

 

“No cumplir con las normas de seguridad establecidas en el II Convenio Colectivo y las establecidas en la Orden Ministerial de 1997 pone en riesgo la vida de los buzos y esto es lo primero que tenemos que tener en cuenta.

Damián García
Damián García, buzo profesional y representante de CC.OO.

El sector se enfrenta a 2 problemas relacionados con el cumplimiento de la normativa. El primero es el compromiso que debemos tener todos los trabajadores para el cumplimiento de las normas de seguridad. Es necesario que tan pronto sepamos de malas prácticas por parte de una empresa o un freelance, lo pongamos en conocimiento de los sindicatos lo antes posible para que comenzar el proceso de denuncia a la inspección de trabajo (IT) y cuerpos de seguridad encargados de esto.

Para la IT es difícil localizar a las empresas pues generalmente se desplazan para realizar un trabajo o directamente lo realizan en el mar, por eso es tan necesaria nuestra colaboración. Además, hay que tener en cuenta que la IT está muy limitada en cuanto a personal. Desde el sindicato siempre salvaguardamos la identidad del informador.

El segundo de los problemas es la dualidad en la aplicación de la normativa. Cuando notificamos una infracción a la Capitanía Marítima, ésta toma como referencia la Orden Ministerial del 97 que es la que le compete y en el caso de la IT atiende al Convenio Colectivo de Buceo Profesional que es el documento más actualizado. Necesitamos que ambas partes consensuen el criterio y trabajar codo con codo con éstas para la difusión de la nueva Normativa”. Damián García, Coordinador de la Agrupación Estatal de Buzos. Comisiones Obreras (CC.OO).

 

Aunque se ven muestras de mejoría a nivel general y se están asentando las cosas que hemos ido consiguiendo, aún notamos muchos de los males clásicos de este sector en nuestro día a día.

Y uno de ellos es el del intrusismo y la competencia desleal de algunas empresas, que se valen de la permisividad existente para continuar trabajando igual que hace años y sin cumplir nada de lo que hay vigente.

Roberto Vázquez, gerente de Técnicas Submarinas

Esto nos afecta a las empresas que cumplimos y que creemos realmente que las medidas que se están adoptando son necesarias y beneficiosas para el sector. Por poner un ejemplo ilustrativo: en los últimos cinco años hemos conseguido coger tan solo dos trabajos de limpieza de redes y cabos a pesqueros, de un total de unos 50 presupuestos que habremos dado. En cuanto detallas el equipo necesario, por ley, y sus costes, llaman a la empresa de turno que manda a dos buzos en autónomo y hacen el trabajo por menos de la mitad.

Y, como digo, esto es parte del día a día. Puedo entender que mis presupuestos para trabajos fuera de Asturias sean menos competitivos, por temas de desplazamiento de equipos y personal, pero es que me está ocurriendo que en Gijón, mi ciudad, me están tumbando los precios hasta en un 50%. Cabría preguntarse cómo es posible que suceda esto, ¿no? Pero en este sector la respuesta la conocemos todos: hay quien se empeña en no cumplir ni con las normas de seguridad ni con el salario de sus buzos y no asume ninguna consecuencia; empresas con certificación que cogen trabajos que los necesitan (Rina, DVL, etc) y subcontratan a otras empresas sin certificación y sin ninguna garantía de cumplimiento para que los hagan, armadores que liman el presupuesto al mínimo incluso teniendo parte de esas actuaciones cubiertas por los seguros y administraciones que no actúan como creemos que deben, no sé si por desconocimiento o falta de medios o alguna otra razón más.

Los empresarios no podemos andar jugando a ser policías y denunciar todo lo que vemos o nos enteramos y que esto se convierta en un cruce constante de denuncias por cualquier cosa. Cuando presentas toda la documentación y certificados en la Administración siempre va todo lento o surge algún problema; sin embargo hemos visto casos flagrantes “a plena luz” en los que ni siquiera se han acercado a mirar. Y casos en barcos de amarre donde el personal contratado como marinero trabaja más de buzo que de marinero. Este es el día a día de las empresas que nos dedicamos al sector cumpliendo con la Normativa. Esto lo veo mucho en Asturias y desde hace un tiempo en Galicia también. Roberto Vázquez, Gerente de Técnicas Submarinas (Asturias).

Podría interesarte

2 Comentarios

  1. Jose Manuel dice

    Me parece una barbaridad lo que se ha hecho con el buceo profesional, no es de recibo que para cortar un cabo enrollado en la hélice de una embarcación, tengan que ir mínimo 4 buceadores, a ver, hagamos las cosas con sentido común, en trabajos de media o gran profundidad lo veo bien, pero para trabajos entre 1 y 10 m de agua…. Creo que una persona arriba con un cabo de seguridad atado al buceador, es más que suficiente y que lo de quitar las botellas para trabajos profesionales será también cuestión de intereses de empresas que se dedican a bucear con los cascos y métodos de comunicación. En el buceo profesional, debe imperar el sentido común y no hacer imposible el tirarte a rescatar a una persona que acaba de hundirse con una grúa bajones mar, por esperar que vengan 5 buceadores para buscarlo… casi seguro que muerto.. Tampoco me parece lógico que si un buceador profesional no puede bucear con botellas, durante el curso de instrucción recibido, se le eduque respirando de ellas…. Se pierden lo principios porque se magnífica en exceso algún tipo de trabajo que se podría realizar bien con botellas o bien con un regulador enganchado a la botella mediante manguera… En fin, esa es la opintv ión de un buceador profesional al que instruyeron a base de disciplina y de buena preparación física hace muchos aňos… Saludos a todos los compañeros del buceo…

    1. Rodrigo Aneiros Morado dice

      Hola, José Manuel, me parece muy bien todo lo que tú expresas en el comentario que haces. Yo llevo 40 años trabajando como buzo profesional y hace 19 que he montado mi propia empresa aquí en Ferrol. Desde 1997 como tú sabes existe una ley (Orden de 14 de octubre de 1997), la cual entre otras muchas cosas exige un número mínimo de cuatro buzos, como tú dices en tu comentario, pero desde el año 2017 existe también un nuevo Convenio, el cual prevalece por encima de la ley y es de obligado cumplimiento en todas las aguas nacionales. Pues bien, tristemente tengo que decirte que desde 1997, de lo cual hace ya 20 años, he visto cómo se incumplía y se incumple a diario hasta la fecha en número de buzos en el equipo y para cada trabajo. Esto, bajo mi punto de vista, supone el más grave daño que nos pueden hacer a los que cumplimos con las normas, tanto buzos como empresas. Mira si nos hacen daño que la empresa que deja buzos en casa consigue con esto que las empresas que cumplimos no tengamos trabajo, a la vez que los precios que circulan en el mercado son tan bajos que las empresas que cumplimos con ellos no podemos ni pagar a los cinco buzos y, aparte, los buzos que estas empresas no llevan son los buzos que se pueden llevar de relleno, con todos mis respetos, pues son los buzos que están aprendiendo la profesión y a diario son los que quedan en casa. Por tal motivo tienen que dejar la profesión al no tener trabajo casi ningún día a lo largo del año. Por lo tanto, mi querido amigo, que vaya cumpliendo todo el mundo, porque vaya caradura que tienen algunos que no se quieren meter en el agua porque les quema, pero sin embargo sí quieren comer del pan de los buzos.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.